Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 27 de mayo de 2012

LA IMPORTANCIA DEL AGUA EN LA DIETA: Saciante, ayuda a metabolizar las grasas, diurética, elimina toxinas, favorece el transito intestinal...


En esta entrada voy a intentar explicar, y convencer a quien no lo practique, de la importancia de beber agua para el buen estado general del organismo, y sobre todo para el control o perdida de peso, si fuera el caso. ¡Esto último parece que es lo que más nos interesa a todos!


El agua es esencial para la supervivencia de todas las formas conocidas de vida. Nuestro organismo está compuesto por un 75% de ella, interviniendo en los procesos químicos que se dan en el organismo. Así podíamos citar como funciones primordiales del agua:
      
Desintoxicante: elimina los residuos acumulados; al filtrarlos en los riñones y formando parte de la orina.
Solvente: vehículo que transporta todos los nutrientes a las células del cuerpo.
Amortiguadora: protege articulaciones y columna vertebral de posibles traumatismos.
Lubricante: de las mucosas de diferentes tejidos como digestivo.
Termo-reguladora: regula la temperatura corporal por medio del intercambio de calor en forma de transpiración.
Intercambiadora gaseosa: en los alveolos pulmonares junto con el vapor de agua.
Saciante: importante para las personas que quieran bajar de peso, distiende el estomago produciendo saciedad.
Activadora del metabolismo: favorece el gasto metabólico en forma proporcional al volumen ingerido de agua.
Laxante: formando parte de la materia fecal, aumentando su volumen, y lubrificando las mucosas del tracto digestivo.
Diurética: evitando la retención de líquidos.

Después de todas estas funciones tan fundamentales para la vida, os preguntareis:
            
    ¿Como puede el agua a ayudar a bajar de peso? O ¿Qué ocurre cuando no bebo agua?

El agua suprime el apetito, teniendo un efecto saciante por ocupar un lugar en el estomago. Además los centros de sed y hambre están muy próximos en el cerebro por lo que frecuentemente confundimos hambre con sed. Muchas veces con beber un vaso de agua se nos va ese hambre que creíamos tener.

El agua ayuda a metabolizar las grasas. Está comprobado que al disminuir la ingesta de agua aumentan los depósitos de grasa y al aumentar el consumo disminuyen. Esto es debido a que los riñones con poca agua no pueden trabajar y como hay que desintoxicar el organismo le echa una mano el hígado que descuida su función de metabolizar las grasas, por lo que esa grasa que no se metaboliza se almacena, con el consiguiente aumento de peso.

Impide la retención de líquidos. Cuando se nos hinchan las manos, pies, párpados es por que el organismo está reteniendo líquido y esto puede ser por: consumo excesivo de sal, insuficiencia renal o, lo más probable, por beber poca agua, y así el organismo se defiende reteniéndola. Por esto el mejor diurético es el agua. Las plantas utilizadas en fitoterapia como diuréticas para que sean eficientes se tienen que acompañar con al menos los 2 litros de agua.

Por lo dicho anteriormente es fundamental el consumo de agua para la pérdida de peso, mínimo 2 litros al día y cuantos más kilos sobren más agua hay que beber; hay que añadir un litro por cada 12 kilos sobrantes. Cuando estamos a dieta y bajamos de peso es porque eliminamos grasa y con ella se liberan muchas toxinas que se acumulan en este tejido graso, otra razón más para beber y eliminar toxinas.

Para terminar, quiero aclarar un error muy extendido: "que si no tengo sed para que voy a beber", o “no me acuerdo de beber y no bebo”. Pues hay que entrenarse a beber, hay que adoptar el hábito de beber, adquirir esa disciplina. Si no entreno a mi  organismo a beber nunca voy a tener sed. Si adquieres el hábito de beber tu organismo lo agradecerá y tu salud se verá fortalecida. Costumbre muy económica y al alcance de todos. 
¡¡Ojo!! estamos hablando de agua, no de cualquier líquido como: refrescos, cervezas, zumos...sólo servirían las infusiones.

domingo, 20 de mayo de 2012

ß-CAROTENO: Potente antioxidante que nos protege del sol favoreciendo el bronceado


  Con la llegada del verano y el aumento de horas de sol deberíamos incorporar a nuestra dieta alimentos ricos en ß caroteno o, al menos, tomarlo como complemento, en forma de cápsulas. Sobre todo aquellas personas con intolerancia al sol, con pieles blancas que se queman fácilmente, o simplemente para prevenir el envejecimiento que causa el sol sobre la piel ya que el consumo de  ß-caroteno nos protege.

El ß-caroteno es un nutriente esencial, imprescindible para la vida. Es el precursor de la vitamina A, transformándose en ella en el intestino delgado y en el hígado. Por ello se le llama provitamina A.

El ß-caroteno, que es el carotenoide más abundante en la naturaleza, es un pigmento que tienen las plantas. Lo encontramos en infinidad de frutas y verduras y puede ser anaranjado (zanahoria, calabaza..), de color rojo (pimiento rojo) y amarillo (albaricoque). También puede estar presente incluso en la hojas verdes, como en espinacas y brócoli.

Los beneficios del ß caroteno son múltiples: 

           Como precursor de la vitamina A, es esencial para el buen estado de la piel, mucosa, visión y huesos. Y al ser protector de la mucosa, va muy bien para úlceras estomacales y bucales, y para la sequedad ocular.

     Es un potente antioxidante que ayuda a evitar el envejecimiento celular, porque reduce el efecto de los radicales libres sobre el organismo

           Estimula el sistema inmune ya que favorece la producción de glóbulos blanco (anticuerpos).

          Es un protector natural frente a los rayos ultravioletas, ya que favorece la producción de melanina, que es el pigmento de la piel responsable del bronceado. Con ello estaremos más protegidos del sol y nuestro bronceado será más uniforme y duradero, siempre sin dejar de usar  cremas protectoras cuyo indice dependa de la piel de cada uno.


 

Lo podemos tomar en forma de cápsulas o perlas de gelatina: sólo o combinado con otros complementos antioxidantes como el zinc, vitamina E.

La cantidad recomendada suele ser de 15 mgr al día.
Es recomendable en casos de intolerancia al sol o pieles muy blancas, empezar a tomarlo unos 10 dias antes de exponernos al sol para que sea más efectivo.

domingo, 13 de mayo de 2012

CONSEJOS BÁSICOS DE DIETÉTICA: Normas elementales para controlar tu peso


En esta entrada voy a dar unos consejos básicos sobre cómo llevar una dieta que nos permita controlar nuestro peso, tanto si queremos perder como mantenernos en él. Os animo a que la llevéis a cabo y veréis resultados espectaculares, aunque, eso sí, hay que tener paciencia.

En primer lugar hay que ser organizado y disciplinado en las comidas. Hacer de 4 a 5 comidas al día, y ¡¡nunca!! ayunos muy prolongados, porque en la siguiente comida comeremos más de la cuenta y el organismo, esperando otro ayuno, lo va a almacenar más fácilmente.

Los hidratos de carbono, ¡¡siempre!! de bajo indice glucémico y en las primeras horas del día y no más de 2 almuerzos a la semana ricos en hidratos de carbono. Y evitarlos en el almuerzo si queremos bajar de peso.

No descuidar la ingesta de proteínasUn fallo muy corriente cuando queremos perder peso es tomar muchas ensaladas y frutas, lo que no está mal, pero ¡¡siempre!! han de ir acompañadas de proteínas en cantidad suficiente para que nos alimenten y sacien. El efecto saciante de las proteínas es mayor que el de las verduras y frutas.

Los alimentos, mientras menos elaborados estén, más en su estado puro, mejor. Serán menos energéticos y más saludables. Utilizar microondas horno, sartén antiaderente, plancha.

La cena lo más ligera posible, y será, o bien sólo proteínas acompañadas de verduras en pequeña cantidad. O bien fruta y yogur.

Las legumbres, con 1 o 2 días a la semana sería suficiente, elaboradas con verduras. Y si estamos en una fase de querer perder peso mejor evitarlas.

Las frutas, mejor entre comidas, a media mañana, merienda, cena con yogur. Un truco para compensar que un día nos hemos pasado comiendo, es hacer al siguiente día un choque de frutas y proteínas. Elegir un tipo de fruta (piña, fresas, naranjas, melocotones, sandías...) y comerla con proteínas (pollo, pescado, huevo..)

Beber abundante agua, mejor entre comidas, y un mínimo de 2 litros. Hay que limpiar el organismo.

Alcohol lo menos posible, refrescos y bebidas siempre sin azúcar.

Evitar las grasas, usar aceite de oliva en la comida y la sal lo menos posible.

No tenerle miedo a la báscula: hay que pesarse al menos una vez a la semana. Es la única que no nos va ha engañar.

Fundamental por el estilo de vida que llevamos, es realizar ejercicio físico, al menos 30 minutos 5 días a la semana.

Un último consejo, y para mi el más importante, es planificar lo que vamos a comer, pensar lo que nos apetece, elaborar una lista y tenerlo en casa. Hay infinidad de comidas apetecibles, no nos limitemos al filete de pollo con lechuga, vamos a echarle imaginación, busquemos recetas.. En definitiva elaborarnos un plan que nos satisfaga, pues el hecho de comer sano y equilibrado no tiene que ser monótono y aburrido. 

Para empezar con esto sería suficiente. Os dejo enlaces de recetas en las palabras "comida y apetecibles".

                                                       ¡¡¡Ánimo!!!

miércoles, 9 de mayo de 2012

ACEITE DE ROSA MOSQUETA: Regenerador de la piel en cicatrices, manchas, estrías y arrugas




El aceite de Rosa Mosqueta se está convirtiendo en un producto cosmético de primera, debido a sus propiedades regeneradoras de la piel en cicatrices, manchas, estrías y arrugas.

Este aceite se obtiene de las semillas de un arbusto (Rosa rubiginosa) que crece en los bosques de la parte andina del sur de Chile. Su contenido en ácidos grasos esenciales poliinsaturados es muy elevado: ácido linolénico, ácido linoleico, y ácido oleico. Estos nutrientes son muy importantes en la regeneración de los tejidos y en el crecimiento celular.

Numerosos estudios científicos avalan las propiedades regeneradoras de este aceite, el más reciente en la Facultad de Farmacia de la Universidad de Concepcion en Chile donde se ha demostrado la capacidad de cicatrización en suturas, postoperatorios y quemaduras. Esto se debe no sólo a su capacidad para activar los fibroblastos, que darán lugar a la síntesis de colágeno y elástica, sino también a su carácter astringente, uniendo los bordes rotos de la epidermis para facilitar la cicatrización natural.

      Beneficios del aceite puro de Rosa Mosqueta 

                 Se emplea en cosmética para reducir las arrugas y atenuar los signos de envejecimiento prematuro, eliminación de manchas al redistribuir la pigmentación, previene y corrige el fotoenvejecimiento, y al favorecer la síntesis de colágeno y elástica favorece la firmeza y elasticidad de la piel.

         En dermatología se emplea en cicatrices (quirúrgicas y accidentales) para atenuar y mejorar el color de las mismas. Evitar la formación de queloides después de procesos quirúrgicos, así como cicatrices por el arnés y varicela. También resultados excelentes en tratamiento de piel quemada o expuesta a radioterapia.
        
      Cómo utilizar el aceite de Rosa Mosqueta

Poner una o dos gotas del aceite en la zona afectada, masajear la piel con la yema de los dedos, girando en pequeños circulos, repetir dos veces al día. En caso de cicatriz usar una vez quitados los puntos. Este aceite no es grasoso sobre la piel, se absorbe fácilmente. Se debe evitar sobre acné y mucosa.

domingo, 6 de mayo de 2012

FASEOLAMINA: proteina que bloquea la absorción de los hidratos de carbono que ingerimos en la dieta, resultando un menor aporte calórico




En esta entrada voy a presentaros a otro aliado de las dietas de control de peso. Ya vimos el chitosan, como bloqueador de la absorción de las grasas. Ahora le toca a la faseolamina que es una proteina que bloquea la digestión y absorción de los hidratos de carbono complejos que ingerimos en la dieta.

Los hidratos de carbono complejos son los que contienen mayor cantidad de almidón como son los cereales ( arroz, maíz o trigo ) y sus derivados ( pan, pastas, galletas.. ), así como las patatas y las legumbres.

La faseolamina se obtiene de las vainas de las judias blancas, concretamente de la especie Phaseolus vulgaris. Esta proteína actúa inhibiendo la enzima que digiere el almidón, la alfa- amilasa, que es la responsable de digestión de los hidratos de carbono complejos.

La alfa-amilasa se produce en el páncreas y se libera en el intestino delgado en el momento que detecta el organismo la presencia de comida, y degrada las cadenas largas de almidón en unidades más simples ( glucosa ) y ya éstas son capaces de atravesar las paredes del intestino y ser transportadas por la sangre a las células, para su aprovechamiento.
Así, debido a su capacidad de inactivar a la enzima alfa-amilasa, los almidones ingeridos no se absorben en su totalidad, brindado de esta manera menor aporte calórico. 


Podemos decir que es una buena ayuda para  controlar el peso porque reduce la absorción de calorías provenientes del almidón en un 60% aproximadamente. 


Pero, como en todo lo referente al control de peso siempre hay un "pero" , no existen los milagros. Lo primero que hay que tener en cuenta, es que las calorías también son aportadas por las proteínas y grasas, y para éstas no sirve la faseolamina, por lo que habrá que reducir el consumo de grasa, o combinarla con chitosan. Siempre hay que llevar una dieta equilibrada, evitando los hidratos de carbono de alto indice glúcemico. Y añadirle unas buenas dosis de fuerza de voluntad disciplina, que por ahora no se comercializan! Y, muy importante, la práctica de actividad física.

La dosis recomendada es entre 500 y 1500 mg. antes de una comida rica en almidón. Los resultados dependen de cada persona, de sus hábitos alimenticios y estilo de vida. No se han observado efectos adversos, existiendo una buena tolerancia al producto.